The Holy See
back up
Search
riga

DISCURSO DEL SANTO PADRE JUAN PABLO II
AL SEÑOR KEITH JOHNSON,
PRIMER EMBAJADOR DE JAMAICA ANTE LA SANTA SEDE*


Viernes 21 de marzo de 1980

 

Señor Embajador:

Tengo sumo gusto en recibir a Vuestra Excelencia, primer Embajador de Jamaica ante la Santa Sede, y a través de usted saludo al pueblo y al Gobierno de vuestro país. Entre la Santa Sede y Jamaica comienza una relación nueva que hará posible una cooperación más cercana tanto a nivel local como internacional.

Vuestra Excelencia se ha referido a la comprensión y colaboración que felizmente existen ya entre la Iglesia católica y vuestro país. Con la ayuda de Dios, vuestra misión desarrollará todavía más esta comprensión y reforzará dicha colaboración con resultados provechosos para el bien del pueblo de Jamaica y del mundo.

Claro está que vuestra misión no va encaminada sólo al bien de vuestro país, sino también al de toda la familia humana a la que pertenecen todos los pueblos. Pienso en la colaboración futura para la promoción de los derechos y libertades humanas, en la salvaguardia de la paz, en que sea mayor la posibilidad de que cada uno viva una vida acorde con la dignidad humana; resumiendo, pienso en el servicio al hombre en su totalidad, en las múltiples riquezas de su existencia espiritual y material.

Tengo hondo respeto de las tradiciones cristianas del pueblo de Jamaica. Estas tradiciones son una promesa de colaboración más estrecha, al reconocer la preeminencia de lo espiritual sobre lo material. Gracias a la conciencia de lo que son los valores del espíritu, estas tradiciones garantizarán también que los adelantos en el campo de la prosperidad material, de la tecnología y de la práctica estén al servicio de lo que constituye realmente el ser humano.

Que Dios haga prosperar la nueva relación entre Jamaica y la Santa Sede. Le pido que ayude a Vuestra Excelencia en el desempeño de su alta misión, y bendiga a usted y al Gobierno y pueblo todo de Jamaica.


*L'Osservatore Romano. Edición semanal en lengua española n.16 p.6 p.210.

 

© Copyright 1980 - Libreria Editrice Vaticana

 

top